Balibo (Australia) 2009- Robert Connolly

Robert Connolly

Sinopsis

   En 1975, tras la revolución de los claveles, el Frente Revolucionario de Timor Oriental Independiente (FRETILIN), consigue romper con cuatro siglos de colonialismo portugués y proclamarse como República Democrática de Timor Oriental. La alegría del país más joven del sudeste asiático no dura mucho, Indonesia lo invade el 7 de diciembre del mismo año: su débil ejército poco pudo hacer ante el enorme despliegue exhibido por los militares indonesios, además de contar con la connivencia de EEUU y Australia.

   Cinco jóvenes reporteros: dos australianos, dos ingleses y un neozelandés, son enviados a Dili, capital de Timor Oriental, para cubrir la invasión. No transcurre mucho tiempo cuando los canales 7 y 9 de la televisión australiana, dejan de recibir las crónicas diarias de los periodistas. La información sobre ellos es confusa y contradictoria, aunque la mayoría temen un fatal desenlace: se les perdió la pista en Balibo, en el extremo occidental de Timor, muy cerca de la frontera con Indonesia: justo en el lugar donde comenzó la invasión de las fuerzas enemigas. Informadas las autoridades australianas de la desaparición de los periodistas, deciden hacer la vista gorda.

los cinco originales

Brian Peters, Tony Stewart, Gary Cunningham, Malcolm Rennie y Greg Shackleton

   Un joven diplomático de Timor Oriental, Ramos-Horta, vuela a Australia y convence al experto reportero de la agencia de noticias Australian Associated Press (APP) Roger East, para que investigue la suerte de sus compatriotas. El mundo debe saber lo que está ocurriendo en la antigua colonia portuguesa. La desproporcionada desigualdad de las fuerzas militares y la impunidad con la que actúan los indonesios amenazan con convertir la joven nación en un país de cadáveres.

La ley del silencio

   El mismo día que comienzo a escribir esta reseña sobre “Balibo”, me entero de que tres periodistas españoles han sido secuestrados en Siria: los freelance Antonio Pampliega y Ángel Sastre y el fotógrafo José Manuel López, llevan desparecidos desde el 12 de Julio de 2015. Me voy a la página de Reporteros Sin Fronteras y en su página inicial me encuentro con la siguiente información: en lo que llevamos de año, 36 periodistas han sido asesinados y 154 encarcelados; 8 internautas asesinados y 184 encarcelados; 1 colaborador muerto y 13 encarcelados. De seguir con esta proporción de números, al final del 2015 se batirá un macabro record.

Los cinco de Balibo

   En el año 2009, 34 años después de la desaparición de los cinco periodistas, el director australiano Robert Connolly estrena Balibo. El proyecto podría haber sido un documental de investigación, ya que todo su argumento está basado en hechos reales: tal vez Connolly pensó que una reconstrucción ficcionada tendría una mayor repercusión en medios de comunicación y público.

invasion   El silencio del gobierno australiano sobre los trágicos acontecimientos indignaba no sólo a los familiares de las víctimas, sino también a los profesionales del periodismo y a los defensores de los derechos humanos. También estaba la otra cara de moneda, no menos importante en el planteamiento argumental de Balibo: cerca de 200.000 personas, un tercio de la población total de Timor Oriental fue aniquilada: pueblos y campos enteros fueron arrasados con napalm; todas las comunicaciones e infraestructuras del país fueron destruidas; asesinatos, torturas, violaciones… Un genocidio en toda regla que contó inexcusablemente con la complicidad de EEUU y el silencio cómplice de Australia.

   ¿Qué interés movió a Suharto, el presidente indonesio, para ordenar la invasión? ¿Sumar una isla más a su extensa colección? Las razones que se manejaron al principio eran difusas y contradictorias: dominar absolutamente todo el sudeste asiático… impedir un efecto rebote y que otras islas reclamaran la independencia (aunque Timor Oriental jamás había estado bajo el dominio indonesio). También se habla del hallazgo de una importante reserva de gas y petróleo en el Estrecho de Timor… Impedir que un gobierno de ideología socialista “contaminara” la zona… Y entonces, ¡oh sorpresa! aparece EEUU ¡Increíble!. No hay guerra en el mundo, por muy recóndito e inhóspito que sea el territorio donde se produzca, que si metes el bisturí no salga con una muestra del ADN del gran “padre de la humanidad! El día anterior a la invasión, Suharto discutió los planes de invasión durante una reunión con Kissinger y el presidente Ford en la capital Indonesia de Yakarta. Previamente los americanos les habían vendido a los asiáticos un buen contingente de material armamentístico.

invasion original

Militares indonesios

   A pesar de que existen numerosos documentos desclasificados que apuntan la permisibilidad del gobierno australiano en la invasión de Timor Oriental; incluso se sabe con certeza los nombres de dos de los militares que dieron la orden de asesinar a los periodistas: Yunus Yosfiah y Dading Kalbuadi, el pasado 21 de octubre de 2014, la Policía Federal Australiana, anuncia públicamente que abandona la investigación por los crímenes de guerra de los cinco periodistas.

Balibo

   El director y guionista australiano Robert Connolly, adapta el libro de investigación de la periodista Jill Jolliffe: “Cover-Up: The Inside Story of the Balibo Five”. Acierta plenamente al plantear la película como un thriller político, aliviando con ello la tensión y crudeza que generaría un material tan sensible como el que maneja. Apenas vemos acciones bélicas, sólo las imprescindibles para entender la historia, evitando también recrearse en las acciones violentas. El guión tiene una enorme complejidad ya que se construye sobre tres épocas temporales distintas: 2001, cuando se crea un comité de investigación de los crímenes de guerra de Timor Oriental; 1975, cuando Ramos-Horta convence al reportero Roger East para investigar la desaparición de los cinco periodistas; y por último, unas semanas antes, cuando los periodistas llegan a Timor Oriental para cubrir la invasión.

   Idéntica sobriedad utiliza para la dirección: parece como si el director caminara con prudencia para que sus pasos interrumpan lo menos posible una historia tan compleja como controvertida. Desde el momento inicial en el que asistimos a la declaración de una de los testigos que vivió y sufrió los trágicos momentos, la película nos atrapa y nos mantiene en tensión hasta el final.

ramos horta 2

Oscar Isaac

east 2

Anthony LaPaglia

   El peso de la responsabilidad interpretativa recae fundamentalmente en dos actores: Anthony LaPaglia  y el nicaragüense Oscar Isaac. Si el primero, en el papel de Roger East, cumple con su habitual solvencia, Oscar Isaac (Ramos-Horta) está inmenso: vuelve a demostrar que estamos ante uno de los actores internacionales de mayor proyección. A pesar de su juventud, el nicaragüense ya ha trabajo a las ordenes de Amenabar (Ágora) y los hermanos Cohen (A propósito de Llewyn Davis), además de tener pendiente, entre otras muchas, el estreno de la última y esperada entrega de “Star Wars”.

   Si tenéis la oportunidad de ver Balibo, no lo dudéis: estamos ante una magnifica oportunidad de conocer los oscuros intereses y la sinrazón, de uno de los genocidios más silenciados de nuestra época.   Si alguien quiere conocer más de la historia reciente de Timor Oriental y de la investigación de los cinco periodistas asesinados, en la página web de la película tiene una completísima información.

http://www.balibo.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *